En busca del perfume (de mi vida): Eau de Toilette Vainilla de The Body Shop

2/24/2020
Hacía años, ¡años!, que no me emocionaba tanto una colonia, por eso he copiado vilmente el título de esta reseña a Mareas, autora de Con los pies en la orilla, a quien dedico todas las fotos de este (larguísimo) post pensado en plena playa.


Al principio de los tiempos a mí me gustaban las fragancias cítricas y mi acorde favorito era el de muguet, que me sigue fascinando. Por otra parte, en las cremas corporales y geles de ducha siempre me ha atraído la vainilla, pero una vainilla fresca sin toque especiado o dulzarrón.

Mis primeros perfumes serios fueron:
- Aquaflore de Carolina Herrera, con una salida muy frutal y cítrica pero un fragante corazón de lirio de los valles. Creo que está retirada ya, fue mi fragancia de los veinte años regalo de mi madre,  la compartíamos y la recuerdo como puro deleite.
- Acqua Allegoria Mandarin Basilic: cinco años de mi vida estuve utilizando este y solo este perfume que me olía a zumo de mandarinas radiante, chispeante pero muy femenino.


Pero en 2012 ocurrió algo que cambió (en terrenos olfativos) mi vida: me enamoré perdidamente del perfume Summer by Kenzo.
Tenía la salida cítrica y el fondo de muguet ya conocidos y queridos por mí, pero con un potente corazón de mimosa que me obnubiló. Fue como dejar de ser niña y empezar a ser mujer. Me sentía arropada por la mimosa y a la vez sofisticada, muy sensual. Es que me embriagaba cada día...

El final triste de este amor vino un año después: descatalogaron esta sublime fragancia y desde entonces ando llorando por los rincones.


Aquí comienza mi búsqueda en el desierto:
A veces he querido volver a lo de antes y he comprado colonias frescas y cítricas: Hierbas de Ibiza, Eau D´Hadrien de Annick Goutal..., y se me hacen demasiado ligeras ya en mi piel.

Pero cuando encuentro perfumes de mimosa (Gaggia de Santa Maria Novella, por ejemplo), les falta ese toque optimista del muguet que tenía Kenzo, se me antojan densos y pesados.O se pasan con el punto cítrico y eclipsan la mimosa, como Sun de Lush. O son perfectos como Happy de Clinique pero en mi piel duran un suspiro...


Hace una semana entré en The Body Shop en Oporto sin muchas esperanzas, y vi esta Eau de Toilette de vainilla. Me dije ¿por qué no? recordando una manteca de vainilla fresca de hace varias navidades en esta tienda que sabéis es de mis favoritas.
Nada más olerla en mi piel fue como recuperar un amor perdido. No, no huele a mimosa, y la página web de la marca solo declara "notas de vainilla frescas y ligeras". Pero apuesto medio brazo izquierdo a que hay acordes florales o de muguet en ella.


Es una vainilla de verdad, más aromática que dulce,  y tiene un punto jabonoso muy evocador. Me huelo y me gusto en mi piel, es éso lo que ocurre. Me quedaría a dormir en mi propio cuello.
Y me acompaña todo el día: vuelvo de haber andado veinte kilómetros o de haber trabajado mañana y tarde en un auto sacramental, y de repente una ráfaga me hace sentirme feliz  pero al mismo tiempo poderosa.
Eso no sucedía desde 2012, y es pura magia..., por solo doce euros.

10 comentarios:

  1. A mi la vainilla me gusta muchísimo y más, cuando huele a la especia que al concepto dulzón (aunque también me vale, porque soy de aromas dulces). La probaré.
    Un besito.

    ResponderEliminar
  2. Hola!!
    Me parece que es bastante fresco . Justo de los que me gustan en verano. Me pasare por la tirnda a olfatear^^. BSS

    ResponderEliminar
  3. Por regla general el olor a vainilla no creo que sea para mí



    Besos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Es que hay muchas vainillas, es lo que he querido expresar. Está la vainilla chai, mezclada con Canela u otras especias, que me cansa muchísimo. Está la dulzarrona y sintética tipo flan que me empacha, y está luego la vainilla fresca y jabonosa que representa esta colonia.

      Eliminar
  4. Puedes copiarme todos los títulos que quieres si haces entradas cómo esta que son arte y se puede sentir las notas del perfume a través de tus letras.
    Y gracias por la dedicatoria de las fotos, me chiflan!
    Un beso!!

    ResponderEliminar
  5. La tengo que ir a probar yaaa!! Vainilla jabonosa a por ti voy!! Me parece este un tiempo estupendo para un aroma así. Esa playa maravillosa.. Besosss!!

    ResponderEliminar
  6. No creo que sea para mí, pero es tan bonito ver cómo se enamoran los demás,y es tan bonito encontrar tu reposo olfativo, que me alegro por ti.
    Besos!

    ResponderEliminar
  7. Estoy con Gadi, las vainillas especiadas son bien, porque es la esencia real de la vaina, ese toque ligeramente amaderado, el problema es que muchas huelen a natillas... y ya no es vainilla, es postre en tarrina de plástico y pierde el encanto.

    Nada como un buen aroma para sacar los mejores sentimientos internos, verdad?

    Besazos

    ResponderEliminar
  8. Pues qué poco has tardado en ser infiel...

    ResponderEliminar

Habla ahora o calla para siempre...

Con la tecnología de Blogger.