Remedios contra la ola de calor africano que nos gobierna

8/11/2012
Rociar tu rostro con mil gotitas de agua mineral Evian. Repartir la preciosa agua francesa en una cubitera, introducirla en el congelador y conseguir así cubitos de hielo mineral que refresquen tu piel. El hielo es la primera y más natural ampolla de belleza, y el verano es la época perfecta para beneficiarse de todo su esplendor.

Sustituir cualquier crema hidratante por el Hidra gel de Carla de Bulgaria, meterlo en la nevera y gozar del helado ritual de cada día. Comprar mil botellitas de agua termal, de todas las casas conocidas y amadas: la Roche posay, el precio justo que no defrauda nunca. Caudalie, el agua de uva cien por cien sauvignon que tiene poder antioxidante; Kenzoki, la bruma más cool del momento, con extracto de loto. Agua de avena de Deliplús, low chic para derrochar en todo el cuerpo, del frigorífico a tu piel.

...Pero, contra el calor, lo mejor es un río.


Adaldrída en el río de Maestu
-disparó la foto mi madre

Y si tus antepasados aprovecharon un recodo que corre por tu finca para excavar en piedra una piscina, y dejar que fluya el agua cayendo luego sobre un tosco arco forrado de musgo verde... ¡el calor se evapora a quince grados granizados sobre tu piel de fuego en pleno agosto!

11 comentarios:

  1. Que maravilla, me llegan los dientes hasta el suelo de la envidia, que fresquito¡¡
    Un beso.

    ResponderEliminar
  2. Eso es lujo y lo demás tonterías.
    Un beso!

    ResponderEliminar
  3. Qué estupenda piscina antural, eso sí que es una cura de belleza porque los que aprendimos a nadar en el río sabemos lo fresquita que está el agua!!

    Un besazo

    http://secondopilar.blogspot.com.es/

    ResponderEliminar
  4. Tú si que sabes, ¡qué envidia!.
    Contra el calor me quedo con el río.
    Que lo disfrutes.

    ResponderEliminar
  5. Yo también me quedo con el río pero como hay que trabajar me conformo con el Agua Termal de Avene bien fresquita....

    ResponderEliminar
  6. Pero qué bonita la foto... y qué fresquita el agua del rio, jo, que lo disfrutes! Besotes

    ResponderEliminar
  7. ¡Qué idílico!
    Oyes nunca se me ocurrió hacer cubitos minerales, gracias por la idea.

    ResponderEliminar
  8. Gracias por comentar...
    Esther, justo el agua de Avene no me gusta, huele a quemado, y cuando alguna vez ha rozado mis labios, sabe muy salada. Manías.

    ResponderEliminar
  9. El río es lo mejor para quitarse el calor;cuesta meterse pero es tan fresco...q gustillo! jeje
    La foto es preciosa.
    Un saludo

    ResponderEliminar
  10. Haaala... dando envidieja al personal.
    M.

    ResponderEliminar
  11. Ooooh! Qué maravilla!
    Yo tengo el agua de Mercadona en la nevera y alivia un poquito, pero muy gustosa me daba un chapuzón en ese río :-)

    ResponderEliminar

Habla ahora o calla para siempre...

Con la tecnología de Blogger.